Si hay algo que hace que me sienta realizado en mi trabajo, es el haber conseguido grandes amigos gracias a el. Es lo que tiene esta isla maravillosa (aunque ahora nos la pinten de otra manera en todos los medios de desinformación).

Solo hay que investigar un poco, callejear, para encontrarte con el alma, la esencia, la energía que Ibiza desprende y olvidar las malas «vibras» que sentimos cada vez que leemos una noticia de un periódico.

Uno de los locales que tienen este alma, es el Bar Maravillas (en el puerto de La Marina muy cerca de la plaza del mercado viejo)

Durante años ha sido punto de reunión pre-noches de Ibiza, y es que el ambiente que se respira es único.

Residentes y trabajadores de temporada, se juntan con turistas en este discreto bar de copas, donde también puedes tomar algunas tapas en un ambiente joven y familiar que hará que te sientas entre amigos.

Y no es para menos… porque Dino, su capitán, es una persona absolutamente hospitalaria, que sabe tratar muy bien a sus invitados. No solo os cuento esto porque ha sido uno de nuestros primeros clientes (que lo es, desde que llegamos a esta isla y empezamos desde cero) sino que esa buena energía que se respira en ese local, y que el mismo transmite ha hecho que se forje una relación de buena amistad, al igual que pasa con cada uno de sus clientes.

Dino no es el dueño y camarero sino un «amigo» al que muchos se acercan a ver y a probar uno de sus deliciosos mojitos. Nunca faltan las chicas guapas tomando algo por allí, y es que como os digo el Bar Maravillas, tiene esencia, tiene alma y como su propio nombre indica, es una maravilla.

error: CONTENIDO PROTEGIDO